10. Relativpronomen

Pronombres relativos introducen oraciones de relativo y tienen en el fondo la misma función que adjetivos o sea caracterizan un sustantivo, un elemento o un conjunto de palabras, o sea un concepto. Dado que se refieren, en general, de la excepciones vamos a hablar más tarde, a un elemento de la frase, deben ser colocados imediatamente después del elemento, substantivo o concepto al cual se refieren. Adjetivos son estructuras más simples y por lo tanto pueden ser colocados antes o después de la cosa a la cual hacen referencia. Las oraciones de relativo son estructuras más complejas. Si se las antepone la frase resulta difícil de entender.

frase relativa antepuesta o postpuesta
difícil de comprender: Que está sobre la mesa, el florero, lo compré ayer.

fácilmente comprensible: El florero, que está sobre la mesa, lo compré ayer.

simples adjetivos se puede anteponer o postponer (hay una diferencia en el significado)
El buen hombre no me quiso decir lo que quería.
Es un hombre bueno que ayuda a todo el mundo.


Esto era la introducción filosófica a los pronombres relativos. Mucha gente ocupa la questión si la manera en la que el cerebro humano representa verbalmente el mundo es inato o sea genéticamente determinado o si el cerebro humano es una tabula rase en cuanto se refiere a la presentación verbal de la realidad y aprende todo relacionado a sus capacidades lingüisticas en el transcurso de la vida. Esto de postponer una oración de relativo después de la cosa a la cual hace referencia parece ser algo inato, porque es así en todas las lenguas.

Seguimos con la parte más pragmática, dado que poca gente está interesada en excursiones filosóficas. Sin embargo facilita la vida si tenemos bien claro cuanto tipos de oraciones de relativo hay.

La oración de relativo es introducida por un pronombre relativo que establece una relación entre un substantivo, un elemento o un concepto de la oración principal. El pronombre relativo puede ser sujeto, objeto directo, objeto indirecto o genitivo de la oración de relato.

... a => Objeto indirecto de la oración de relativo. Marcado con la preposición a (¿A quién la BCE presta dinero?)
Los bancos a los cuales el BCE presta dinero no pueden ir en quiebra.
... - => Sujeto en la oración de relativo. No está marcado (¿Quién recibe dinero?)
Los bancos, que reciben dinero del BCE por un tipo de interés de zero, no pueden ir en quiebra.
... de => Genitivo en la oración de relativo. Marcado con de. (¿El volúmen de crédito de quién depende del dinero en cuenta?)
Los bancos cuyo volúmen de crédito depende del dinero en cuenta, no pueden ir en quiebra.
... - => >Objeto directo en la oración de relativo. No está marcado. (¿Quién los contribuyentes tienen que salvar?)
Los bancos, que el contribuyente tiene que salvar de vez en cuando, no pueden ir en quiebra.


El objeto al cual el pronombre relativo hace referencia siempre es el mismo, pero su función dentro de la oración de relativo, es distinta. Dado que no hay diferencia alguna entre el español y el portugués en cuanto al uso del pronombre relativo se refiere cualquier tipo de análisis es de hecho superflúo. Sin embargo hay otras lenguas, y la mayoría de las lenguas son así, donde el pronombre relativo cambia depende de la función que tiene el pronombre relativo en la oración de relativo. (Dicho sea de paso: Nisiquiera en todas las lenguas románicas es así de fácil. En francés por ejemplo es qui, cuando el pronombre relativo es sujeto en la oración de relativo y que, cuando es objeto directo.) Dado que no es nada complicado y que puede ser útil en otras circunstancias, se puede reflexionar 5 minútos sobre este tema.

El pronombre relativo no puede hacer referencia solamente a un sustantivo. Igualmente puede hacer referencia a un conjunto de palabras o sea un concepto, a un pronombre indefinido o a un pronombre personal. Vale lo dicho anteriormente. Como no hay diferencia alguna entre el español y el portugués en cuanto a esto se refiere, la teoría puede aparecer superflúa. Un hispanohablante hará todo correctamente sin nisiquiera pensarselo y entonces un poco de trasfondo teórico puede ser útil.


Hacer referencia a un conjunto de palabras, un concepto
Nisiquiera había leído el informe, por lo cual era imposible de discutirlo.
Hacer referencia a un pronombre indefinido
No sabe nada que pudiera ser interesante.
Hacer referencia a un pronombre
Él, que siempre miente, reprocha a los otros de mentir.


Dentro del sistema de los pronombre relativos hay alternativas o sea en ciertas circunstancias un pronombre relativo puede sustituir otro. En español por ejemplo cual puede de vez en cuando sustituir que y en el cual puede ser sustituído por donde.

El lugar donde ocurrió el accidente está cerca de mi casa.
El lugar en el cual ocurrió el accidente está cerca de mi casa.*
El lugar en el que ocurrió el accidente está cerca de mi casa.

* Dado que en es una preposición monosílaba el uso de cual es mirado con reojo por las gramáticas estándar. Sin embargo se lo oye y lee.

Arriba hemos dicho que el pronombre relativo concuerda en género y número con la cosa a la cual hace referencia, (El hombre sobre el cual... La mujer sobre la cual...), pero en cuanto al caso se refiere, sujeto, objecto directo, objeto indirecto, genitivo está determinado por la función que tiene dentro de la oración de relativo. Esto obviamente no es cierto en el caso de adverbios relativos. Los adverbios relativos convierten un elemento de la oración principal en un adverbio o complemento circunstancial de la oración de relativo, pero como cualquier adverbio no concuerdan en género y número con nada, porque el adverbio es invariable.

Las casa donde se vive bien.
El apartamento donde se vive bien.
Las casas donde se vive bien.
Los apartamentos donde se vive bien.

No se puede decir, a pesar de que se lo lee por todas parte, que el adverbio relativo hace referencia a un elemento de la oración principal. Si esta definición fuese cierta, entonces el adverbio relativo no se distinguiría en nada del pronombre relativo, más bien dicho la única diferencia sería que es invariable. El adverbio relativo convierte un elemento de la oración principal en un complemento circunstancial y no solamente hace referencia a este elemento.

De vez en cuando es difícil de distinguir entre una oración de relativo introducida por un adverbio relativo y una oración subordinada, por ejemplo una oración temoral introducida por la conjunción cuando. Para saber si se trata de una conjunción o de un adverbio relativo se puede tratar de sustituir el adverbio relativo por una construcción de tipo preposición + pronombre relativo. Si esto es posible, es una oración de relativo y no una oración subordinada.



sustitución posible => adverbio relativo
La ciudad donde pasé mi juventud cambió mucho. => La ciudad en la que pasé mi juventud cambió mucho.
Los tiempos cuando no sabiámos nada de nada ya pasaron. => Los tiempos en los que no sabíamos nada de nada ya pasaron.
sustitución imposible => conjunción
Te haré una visita cuando mejore el tiempo. => Te haré una visita en que.... (???)


Por último, y con esto vamos a terminar nuestra introducción teórica sobre las oraciones de relativo, debemos distinguir entre oraciones de relativo restrictivas y oraciones de relativo explicativas. Una distinción que no existe en todas las lenguas, pero sí existe en portugués y español.

Las oraciones de relativo explicativas solo suministran una información adicional a la oración. Se los puede omitir sin que el valor semántico sea cambiado radicalmente o la frase se haga incomprensible.

oraciones de relativo explicativas
Alcohólicos, que beben demasiado, mueren más temprano.
sin la oración de relativo: Alcohólicos mueren más temprano.
El sentido de la frase no cambia al omitir la oración de relativo. Ya se sabe que alcohólicos beben demasiado, la oración de relativo no aporta ninguna información nueva.
Joaquim Maria Machado de Assis, quien escribió la novela Dom Casmurro, murió en 1908.
sin la oración de relativo: Joaquim Maria Machado de Assis murió en 1908.
El sujeto de la frase está perfectamente definido por el nombre. La oración de relativo aporta una información adicional, pero esta información no es esencial para la comprensión de la frase.
oraciones de relativo restrictivas
El hombre que está comiendo un bocadillo es un amigo de mi madre.
sin oración de relativo: El hombre es un amigo de mi madre.
En este caso la oración de relativo suministra una información esencial. Sin la oración de relativo no se sabría de qué hombre se está hablando.

Las oraciones de relativo explicativas se separa de la oración principal por una coma, las oraciones de relativo restrictivas no. Quien como pronombre relativo solo puede usarse en oraciones de relativo explicativas. (Miguel de Cervantes, quien es autor muy famoso, murió en 1616. <=> ~ La mujer quien yo quiero no necesita, desojar cada día una margarita. La última frase no es correcta. La canción de Manuel Serrat dice La mujer que yo quiero.....)




contacto pie de imprenta declaración de privacidad